Cómo usar luces LED para decorar tu habitación gamer

Habitación gamer decorada con tiras LED.

Todo buen gamer sueña con tener un entorno de juego que le permita sumergirse al máximo en sus partidas.

Una buena forma de conseguirlo es decorar tu habitación con luces LED personalizables.

Con un presupuesto muy reducido, y sin tener que redecorar toda la habitación, puedes crear un ambiente óptimo para tus sesiones. Además, nunca te cansarás de los colores, ya que las mejores tiras LED para habitación permiten cambiar las tonalidades y el patrón de iluminación a tu antojo.

Si tú también quieres empezar a decorar tu habitación desde hoy mismo, en este artículo te ofrecemos algunos consejos.

1. Elige las luces adecuadas

Antes que nada, tienes que decidir el tipo de iluminación que quieres tener en tu habitación.

Lo más importante es saber si vas a usar la habitación para otras cosas, como trabajar, además de para jugar.

En ese caso, necesitarás un sistema que te permita pasar de un entorno más funcional, con una iluminación de tipo oficina, a otro puramente gamer, con luces más atenuadas.

Otras preguntas a las que deberías responder para acertar con tu compra son: ¿Quieres iluminar grandes superficies o pequeños puntos ubicados estratégicamente? ¿Te gustaría controlar las luces con tu móvil u ordenador? ¿Las tiras van a estar a la vista u ocultas?

2. Instala un sistema de iluminación inteligente

Con este tipo de luces LED puedes controlar cada detalle de la iluminación desde una app o incluso por voz, si tienes un asistente virtual que sea compatible.

También existen sistemas diseñados específicamente para gamers que pueden sincronizarse con tu PC.

Así, las luces se adaptan a lo que sucede en el juego, ya sea una frenética batalla o una tranquila travesía por un bonito paisaje. Esto lo consiguen aumentando o disminuyendo su intensidad, cambiando de color, parpadeando o manteniéndose fijas…

Y como extra, si cuentas con ratón y teclado gaming compatibles, también reflejarán estos cambios en tiempo real, convirtiéndose en un elemento más de la iluminación.

3. Realza tu equipo gaming

Tu estación gaming debería ser la gran protagonista a la hora de planificar la instalación de las tiras LED.

Seguro que has invertido una buena cantidad de dinero en ella, y aquí es donde pasas buena parte del día. ¿Qué menos que embellecerla como se merece?

Puedes colocar tiras en el interior de la caja (si tiene ventana), en el monitor, en la mesa…

Eso sí, hazlo con moderación, si no quieres que te distraigan de lo realmente importante: tus partidas.

4. Usa las luces como decoración

Las luces LED no solo sirven para crear un ambiente inmersivo mientras juegas. También puedes pensar en ellas como un elemento más de decoración.

Así podrás dar un toque especial a tu habitación incluso en los momentos en los que no usas el ordenador.

Hay quien configura sus colores preferidos y los proyectan sobre las paredes, lo que permite cambiar de look siempre que quieras sin tener que hacer trabajos de pintura.

También puedes usarlas para realzar las líneas del techo, las baldas de tus estanterías, ese rincón que con tanto esmero has decorado… ¡Las posibilidades son infinitas!

Elige ya tus tiras LED y lleva tu habitación gamer al siguiente nivel

Como ves, las posibilidades son casi infinitas.

Las tiras LED son un elemento que no debería faltar entre el equipamiento de todo jugador que se precie.

Además de crear el ambiente adecuado para tus sesiones de juego, sirven para añadir un toque gaming a tu equipo, centrar la atención en aquello que quieras destacar o simplemente para decorar tu habitación sin tener que gastar una fortuna.

Si necesitas inspiración, muchos usuarios comparten sus setups en la red. Entre ellos, algunos jugadores profesionales, de los que puedes obtener algunas valiosas ideas.